Asegurado por Unicef: La leche materna es la primera vacuna de un bebé

La leche materna es el alimento más importante para un bebé y es que este le aporta todo lo que necesita. Aun así, siempre es bueno saber cuáles son los beneficios y cómo es que trabaja para que varias personas comprendan realmente lo importante que es, como la leche materna pasa a ser vital.

Unicef desde hace unos años se ha unido a otras organizaciones, ha comenzado a ofrecer información fidedigna la cual está relacionada con la leche materna. Pues quiere ayudar a dichas organizaciones con la lucha para que el mundo conozca los beneficios que tiene esta leche para los bebés, para las comunidades, pero además para que se sepan lo bueno que es amamantar, que no solo es un lazo con el niño si no que es saludable.

La salud de los bebés
Lo que se está consiguiendo ahora es velar por la salud de los más pequeños, por ello es que se está tratando de hacer llegar esta información a cada rincón del mundo. ¿Qué información? Pues que la lactancia materna es la primera vacuna de los bebés por ello es que es tan importante fomentarla.

La verdad es que el amamantar es una de las mejores cosas que le podemos entregar al niño, es nuestro hijo y si queremos que crezca fuerte lo mejor es darle esa posibilidad. El mejor alimento, la primera vacuna, es la leche materna. Seguro te preguntaras como es que puede ser una vacuna, cuando se considera que ya la tuvo y demás.

Pues el calostro es la primera vacuna, aunque también es conocido como “oro líquido” pues este brinda protección contra infecciones y enfermedades. No solo brinda anticuerpos, también contiene muchas sustancias y cada una de ellas tiene un propósito, un motivo para estar presente en la leche.

Salvar vidas
Puede que no lo parezca, pero en realidad según Francia Begin, la asesora de nutrición de Unicef, más de 800 mil vidas por año se llegarían a salvar si tan solo los recién nacidos fueran alimentados solo con leche materna durante los primeros seis meses de vida. La asesora explicó también que si la lactancia se retrasa 24 horas esto aumenta el riesgo de morir en el primer mes de vida.

Lo bueno es que Unicef también defiende que las mujeres puedan alimentar a sus bebés en cualquier lugar y momento, pues este es un proceso natural y también necesario para el bebé. Básicamente, es una necesidad primaria del pequeño y es por ello que debe ser amamantado cuando lo pide, cuando sea necesario sin importar el lugar ni la hora.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *