Cómo hablar para que tus hijos hagan caso a la primera

6 consejos para que no repitas los mismo mil veces y tus hijos te hagan caso

¿Cuántas veces tienes que decirle a tus hijos que recojan sus juguetes, que se metan a bañar, o que terminen lo que están comiendo? Seguramente “mil veces” y eso es poco.

Pareciera que los niños están programados para no escuchar lo que dicen los papás y tenemos que repetir y repetir las cosas hasta que los hijos hacen caso. Sin embargo, sí existen algunos consejos para revertir esta situación que te ayudará a ahorrar energía y evitar cansancio, hartazgo y mal humor.

1. Asegúrate de que te escuchan. Cuando quieras pedir algo, acércate a ellos, así evitarás gritar por toda la casa y adivinar si escucharon o no. Una buena técnica es tocarlos y decirle las cosas o ponerte en cuclillas, establecer contacto visual y pedir lo que quieres que hagan.

2. Enseña con el ejemplo. Lo sé, puede ser difícil poner atención a las mil preguntas (las mismas por cierto) que te hacen tus hijos en un segundo, pero es necesario escucharlos y responderles, si queremos inculcar ese hábito en ellos.

3. Toma en cuenta las distracciones. A los niños pequeños les llama la atención cualquier cosa, así que no es que te ignoren a propósito, simplemente dejan de escuchar para enfocarse en otra cosa.

4. Su comportamiento es natural, pero enseña las consecuencias. Muchas veces los pequeños quieren investigar qué pasa si no hacen caso. Así que esta especie de “rebeldía”, para ellos es un aprendizaje.
En este caso sólo necesitas explicarle las consecuencias (buenas o malas) que tendrá su comportamiento.

5. Explica las razones de tu solicitud. Si les dices lo que quieres seguido del porqué, seguramente entenderán mejor las cosas y será más fácil que hagan caso a la primera.

6. Cuida la forma en que pides las cosas. Trata de pedir las cosas de forma positiva, así ellos reaccionarán de la misma forma. Por ejemplo, en lugar de decirle “No rompas los juguetes”, le puedes pedir que “cuida tus juguetes para que los tengas más tiempo contigo”.

Los pequeños también merecen respeto y tienen sus razones para no hacer las cosas en el momento. Es importante que te des cuenta de esto, antes de repetir o gritarles que lo hagan.

Mantener una buena comunicación con ellos evitará la violencia y mantendrá un ambiente positivo, de entendimiento y felicidad.

Este es un artículo completo y original que pertenece a http://naranxadul.com sigue explorando su sitio para ver más temas de tu interés. También puedes visitar su página de Facebook (Naran Xadul).

Así es como cambia la vida de una pareja después de tener un bebé

La realidad es que la vida de una pareja cambia en el momento en que pasan a ser padres y es que traer al mundo a un niño es algo hermoso de eso no hay dudas, pero bueno hay que adaptarse a una nueva vida. Es cierto que el cambio es drástico, la rutina, prioridades y salidas se modifican haciendo así que la vida de ambos cambie inesperadamente.

Ahora, muchas veces por este motivo es que muchas parejas se separan, es como que el bebé es la prueba para ver si realmente se aman y deben estar juntos. Algunos la pasan y otros no, pero hay que comprender esto ya que es muy difícil tener un niño, aun así, se puede tener todo. Se puede tener una excelente relación con tu pareja y criar al niño de la mejor manera. La vida de pareja

Y si la vida de pareja sin un bebé es completamente diferente, el tiempo es directamente nuestro para poder manejarlo y disfrutarlo a nuestro antojo. Sin tener que priorizar algo, se podían posponer las cosas cuando quisieran y demás. Pero cuando llega un hijo todo esto cambia, es cuando recordamos todo lo que podíamos hacer antes y no lo aprovechamos.

La prioridad ahora es el niño, dependemos básicamente de sus necesidades y es que todos los planes o por lo menos la mayoría se basan teniendo en cuenta al pequeño. Ni hablar de pensar en la comodidad, cada vez que tenemos que ir a un lugar hay que pensar en si va a ser apto para ir con el bebé.

El objetivo de la vida cambia a tratar de mantener una sonrisa en su rostro y que este muy feliz con lo que hace.

Nada es lo mismo
No hay dudas de que con la llegada de un niño la vida en pareja cambia, no somos los mismos y es que empezamos a ver la vida de otra forma, cambiamos, maduramos, crecemos y aprendemos todo, sobre todo.

Obviamente tampoco vamos a ser expertos, pero si aprendemos en lo que debemos, algo importante es que comprendemos que lo que hace tengamos fuerza para seguir adelante es esa pequeña personita.

A pesar de que la cama ya no es solo de la pareja sino que es de los tres, este es un momento hermoso puede que, a veces molesto, pero al final y al cabo maravilloso porque genera una emoción que no se puede explicar. Si no hay dudas de que la vida de pareja cambia luego de tener un niño, pero esto solo puede ser algo malo para quien no está listo para ser padre.

Fuente: mihijoesmitesorito .com

12 ideas para ayudar a hablar a tu niño de 1 a 3 años

Alrededor del año los niños empiezan a decir sus primeras palabras. Papá y mamá podemos ayudarle, con nuestra forma de dirigirnos al niño, para que aprender a hablar le resulte más fácil.

1. Dejarle espacio para la iniciativa. Cuando el niño intente decirnos algo, no adelantarnos: ‘¿La mesa, la silla, el plato, la cuchara?’, pregunta sin descanso el padre de Héctor cuando este señala hacia la mesa e intenta decir algo. Cuando Laura señala la manzana su mamá no debería apresurarse a dársela. Si le deja tiempo, Laura hará el esfuerzo y dirá ‘nana’ o ‘mame’.

2. Respetar los silencios, porque si le hablamos sin parar, el niño no desarrollará los turnos de palabra, y además podemos crearle mucha ansiedad. Cuando alguien se acerca a él y le pregunta: ‘¿Qué te han traído los Reyes?’, no debemos responder en su lugar. Si no responde, respetemos su silencio, y si dice cualquier cosa, ahí queda.

3. Ajustar el lenguaje cuando nos dirigimos al niño: eso no quiere decir, ni mucho menos, que le hablemos como si no se enterara. Pero sí podemos escoger frases y palabras más sencillas. Cuando hablemos con los demás, utilizaremos el lenguaje habitual, aunque él esté delante.

4. Hacer correcciones indirectas, es decir: si dice ‘guau’ por perro, confirmar: ‘Sí, es un perro’. No debemos corregirle nunca directamente, ni intentar que repita las cosas como las decimos. Nosotros le ofrecemos ejemplos y ellos los copian, pero cada uno aprende sus primeras palabras a su propio ritmo.

5. Aplicar la ‘expansión’: cuando aún dice frases de una o dos palabras, añadir siempre al menos una más. ‘Papá’, dice Javi. ‘Qué alto es papá’, corrobora mamá. ‘Guau core’, afirma luego el pequeño. ‘Sí, el perro corre rápido’. Podemos hacer más o menos hincapié en algunas palabras.

6. Valorar todos sus logros muy positivamente.

7. Crear preguntas de elección: ‘¿Quieres jugar al puzle o a los animales?’, para ayudarle a nombrar las cosas. Está claro que para que adquiera la estructura de la pregunta hay que hacerle preguntas.

8. Cantar con ellos: les resulta más sencillo recordar las palabras ligadas a un ritmo musical, sobre todo porque se divierten. Y a esta edad solo aprenden lo que necesitan, les gusta o divierte. Si aún no han empezado a hablar, las canciones infantiles están cargadas de onomatopeyas (‘en el coche de papá…’) que repiten encantados.

9. Adecuar el entorno, dejarles espacio para jugar, cogerlo todo y dar rienda suelta a su iniciativa. El desarrollo de la psicomotricidad les ayudará a la adquisición del lenguaje.

10. Contarle cuentos. Imprescindible No ha sido casualidad que nuestro hijo haya llegado hasta su primera palabra, y después más y más… Si ha hablado es que nosotros hemos hablado antes con él.

Cuando el niño intenta comunicarse y no hay respuesta, disminuye su deseo de comunicarse con el mundo; tendrá dificultades para aprender a hablar. Lo que le empuja a adquirir el lenguaje es el deseo de hablar con nosotros. Así, en apenas un año, ese pequeño llorón será capaz de hablar, una habilidad que a nuestra especie le costó adquirir cientos de millones de años.

11- Repite lo que dice, corrigiéndole. La mejor manera de hacerlo es repetir lo que ha dicho pero haciéndolo correctamente. Y si el enunciado que ha utilizado está incompleto, termínalo tú, pero manteniendo el mismo significado que el niño quería darle.

12. Lee cuentos. Si él niño no sabe leer, hazlo tú. Enséñale los dibujos, y anímale a que nombre los objetos que aparecen en el cuento y que él conoce; déjale que se invente la historia y haga como que lee… Eso sí, busca momentos en los que está descansado y no prolongues la lectura más allá de su capacidad para prestar atención.

5 razones por las que no deberías recibir visitas inmediatamente después del parto

¿Qué sucede una vez que el bebé ha llegado al mundo? Por emoción o por costumbre, en general los familiares y amigos se apuran a ir a visitar al recién nacido. Pues hoy te contamos 5 razones por las que no sería recomendable que recibas visitas enseguida después del parto.

1. Necesitas tiempo para vincularte con tu bebé

Tras esperar 9 meses, ¡por fin ese bebé ha llegado! Disfruta, entonces, este momento para empezar a conocerlo, para tenerlo cerquita e ir descubriéndote como madre.
Se presentarán diferentes desafíos que tendrás que afrontar, y las interrupciones de personas ajenas no son el mejor ingrediente para añadir en este momento.

2. Precisas descansar
Nuestro cuerpo ha dado a luz a un nuevo ser. Esto implica numerosos cambios en nuestro físico y nuestra psiquis. Por esta razón, durante los primeros días sería recomendable que concentraras tus energías en el bebé y en cuidar de ti misma.

Puede que te lleve un tiempo reconectar con la nueva forma de tu cuerpo, ya sin el bebé en el vientre, y con todas las transformaciones que se seguirán dando a nivel emocional. En este contexto, recibir visitas no siempre resulta la mejor opción. Mejor dedica tiempo a experimentar tu sentir en esta primera etapa y a descansar todo lo que puedas.

3. Querrás tener tiempo para amamantar

La lactancia es una de las maravillas de la maternidad. Pero lo cierto es que para disfrutarla en su plenitud debemos estar tranquilas y relajadas (no pensando en la comida que tenemos que cocinarle a los invitados ni en tener limpia la casa).

Tómate tu tiempo con tu pareja o a solas para ir adentrándote en este mundo y fluir con la tarea de nutrir y brindar el cariño que tan bien le hace al bebé y a nosotras como madres.

4. Recibir gente puede resultar estresante

Lo que menos precisa una mujer que ha dado a luz recientemente es sentirse bajo presión. El bebé ya genera demandas suficientes como para que la madre tenga que, además, ocuparse de atender a los invitados.
A menos que quieras terminar el día agotada, procura retrasar las visitas para otro momento, cuando ya te sientas más cómoda en tu nuevo rol y todo vaya más sobre ruedas.

5. En general no resultan de gran ayuda
Los bebés recién nacidos necesitan la atención de su madre al 100 % las 24 horas del día, y tener visitas durante las primeras semanas hará que tu energía se bifurque. Los familiares y amigos pueden tener las mejores intenciones, pero difícilmente podrán ayudar en este momento.

La lista de amigos y familiares atentos y a la espera de conocer al recién nacido puede ser larga. Sin embargo, una forma de respetar al recién nacido y a sus padres es intentar esperar a que sean ellos quienes nos inviten a conocer al pequeño. Si, por otra parte, somos nosotras quienes hemos dado a luz, sería importante, entonces, pensar el momento justo en el que creemos que resulta pertinente recibir visitas.

Recuerda: marcar límites no implica que no querramos que otros conozcan al bebé o pasen tiempo con él. Se trata en todo caso de tener en cuenta la importancia vital de las primeras semanas para el recién nacido y la influencia que puede generar un exceso de estímulos y la presencia de personas distintas a sus padres.

Esta tabla te indica que tareas del hogar debe hacer un niño de acuerdo a la edad!

Es importante que los niños también cumplan con ciertas responsabilidades en el hogar, lo cual les ayudará en su formación y desarrollo.

Además, los pequeños serán niños disciplinados y aprenderán que es necesario cumplir con algunas responsabilidades en el hogar, así como en cualquier otro lugar.

Por lo tanto, los niños tendrán más autonomía e independencia, algo que es fácil lograr con el simple hecho de atribuirles ciertas tareas del hogar.

A continuación, en este artículo te mostraremos cómo debes involucrar a tus pequeños en las tareas del hogar de acuerdo a su edad de forma simple.

Lo que debes hacer para asignarles correctamente tareas del hogar a tus hijos

Debes tomar en cuenta que todos los niños crecen a un ritmo distinto, por lo que antes de poner la tabla en práctica necesitarás llevar a cabo 3 claves para que se involucren fácilmente en las tareas del hogar.

Etapa menor

Etapa media

Las 3 claves para involucrar a los niños en las tareas del hogar:

1.- Ten paciencia.

Debes comprender que aún son pequeños para hacer las cosas tan rápido y bien como tú, ya que los niños no tienen desarrolladas sus habilidades que requieren ciertas tareas del hogar.

2.- Adapta las responsabilidades de acuerdo a su edad.

Nunca les exijas más de lo que ellos pueden hacer, ya que de lo contrario provocarás que se resistan a ayudar en las tareas del hogar y te será muy difícil hacerlos cambiar de opinión.

3.- Enséñales cómo se hace.

Recuerda que cada vez que vayan a hacer algo por primera vez debes mostrarles cómo se hace para que no tengan problemas y les parezca divertido seguir ayudando en el hogar.

¡No olvides compartir y dejar tus comentarios!

¿Cuánto tiempo debo esperar para tener otro bebé?

Desde el punto de vista médico, se aconseja esperar un año entre los embarazos, tiempo necesario para recuperar el cuerpo que se ve modificado por los nueve meses de embarazo y por el postparto.

Ahora bien, después de una cesárea, se aconseja una espera de al menos 18 meses para la búsqueda de un nuevo embarazo. Hasta hace poco tiempo, se consideraba que debían pasar dos años de la cesárea para poder tener chances de un parto vaginal.

Actualmente no sólo se evalúa el tiempo que ha pasado desde la cesárea, sino también otros factores como la causa de la cesárea anterior, condiciones obstétricas adecuadas para un parto vaginal, tamaño del bebé, entre otras.

Pensando en la maduración del bebé, los dos primeros años de vida, representan un tiempo muy importante de vínculo con la madre; al cabo de este tiempo el niño comienza a relacionarse socialmente con otros chicos y genera cierta independencia. Por esto podríamos decir que el tiempo mínimo adecuado para la aparición de un nuevo miembro en la familia es de 24 meses.

Algunos padres prefieren que los hijos se lleven menos diferencia de edad ya que cuando sean más grandes jugarán juntos. En este caso hay que tener en cuenta que se tendrá dos hijos con pañales y el desgaste físico de la mamá es mayor.Otros factores a tener en cuenta serán la edad materna, ya que a partir de los 35 años la probabilidad de quedar embarazada va disminuyendo, la situación económica, quién cuidará de los niños y -a veces lo más difícil que la mamá y el papá estén de acuerdo en cuándo es el momento ideal.

10 rasgos de papá que probablemente tus hijos heredarán

La herencia genética es lo que hace a los seres humanos lo que son, gracias a los genes de la madre y el padre, existen 23 cromosomas que son obtenidos de la madre y del padre los 23 restantes y son justamente dichos cromosomas los que determinan los rasgos que caracterizan únicos a cada ser humano.

Nada de esto es incoherente pues se conoce que la herencia genética es la responsable de la transmisión mediante el material genético proveniente del núcleo celular, las características anatómicas, fisiológicas, etc., de un ser vivo a sus descendientes, de allí el resultado de que dicho ser vivo obtenga caracteres de uno o ambos padres.

No obstante, al momento del nacimiento del bebé muchos familiares y parejas alardean del parecido que tiene hacia alguno de los padres y otros incluso, ni esperan el nacimiento y desde el momento que el niño se encuentra en el vientre de la madre ya cuestionan y apuestan a quién de los padres se parecerá más.

Hay ciertos genes que se vuelven recesivos y no aparecen, otros son definidos como predominantes en la personalidad y forma en cómo lucen ciertas personas. A través del tiempo se conoce que los genes de los padres son los que determinan si el bebé será niña o niño pero también hay muchos rasgos provenientes del lado del padre, aquí algunos de los rasgos que muy probablemente puedan obtener tus hijos de él…

Rasgos predominantes en tus hijos por la herencia genética del padre

1. Color de ojos: ¿Alguna vez te has cuestionado cuál será el color de ojos de tu hijo? Azul, verde, gris o marrón, pues bien, basta con tan solo mirar los ojos de tu pareja. Generalmente el color de ojos que predomina son los de color oscuro como el marrón, es decir, si alguno de los padres tiene ojos marrones, probablemente el bebé los tendrá igual pero si el padre tiene un color de ojos recesivo como el azul y sus ojos son marrones, el bebé tendrás los ojos azules de su padre.

2. Labios: las características faciales son una de las primeras que los padres suelen cuestionarse y los labios es una de ellas, los más rellenos son un rasgo predominante y si el padre los tiene, entonces su bebé igual.

3. Color y tipo de cabello: el tipo y color de cabello también es bastante cuestionable por los padres, sienten curiosidad al saber si será castaño o negro, liso o rizado. Pues bien, este es otro rasgo predominante del padre, así nazca calvo, sin embargo los genes del papá podrán determinar en mayor medida el color y textura del mismo.

4. Sentido del humor: no existe ningún gen que haga a nadie gracioso, realmente es un gen social pero un rasgo de la personalidad es lo que sí puede ser heredado e incluye estar inclinado al lado humorístico. Así que si el padre se queja de bromas divertidas, fácilmente el bebé recogerá dichos rasgos de tan solo mirarlo.

5. Forma en que su bebé duerme: si has notado que tu bebé de lanza y se vuelve en su cuna como su padre lo hace al momento de dormir en su cama, entonces obtuvo los patrones de sueño de su papá. Puede heredarse el sueño bueno, profundo, pacífico hasta el punto de golpear tambores y no molestar pero lamentablemente, los hábitos como el insomnio pueden se transmiten por la herencia genética.

6. Altura y peso: en la herencia genética, la altura y el peso son un juego, el punto a tener en cuenta es el del padre pues si este es alto, probablemente sus hijos crezcan igual pero si la madre es corta, puede no ser tan alto como el padre pero aun así gozar de una altura normal. En cuanto al peso se refiere, también los genes del padre juegan un rol importante para determinar el peso que el niño tendrá.

7. Huellas dactilares similares: no existen huellas dactilares iguales, por tanto, este rasgo no se refiere a la exactitud pero si a la similitud de los patrones, si te fijas en las vueltas o líneas en las huellas dactilares del padre y posteriormente observas las de tu bebé, podrían tener semejanzas.

8. Tomar riesgos: hay rasgos de personalidad como el humorístico que puede ser heredado como se mencionó anteriormente, otro de ellos puede ser la búsqueda de riesgos y disfrutar de ellos. Pocas personas son las que disfrutan de esta emoción al momento de tomar riesgos pero si tu pareja es una de estas entonces tu hijo, será igual.

9. Estructura de dientes y dientes: ¿tu pareja es propenso a tener caries? Entonces tu hijo también los tendrá, probablemente surjan problemas con los dientes del bebé si el padre los presenta, de hecho, tener exactamente un hueco como el del papá. Si hay huecos, caries o están desalineados, ya sabes cómo los tendrá tu hijo.

10. Señal de belleza: no hay rasgo más adorable que notar los hoyuelos en los cachetes de los bebés al reírse, si su padre los tiene, tu hijo tendrá las mismas lindas depresiones en sus mejillas.

Como puede verse, la herencia genética hace de las suyas en todo sentido por lo que notar por momentos a tu bebé y percibir el parecido a su padre cuando sonríe o se molesta es por ello, hay características familiares que solo se destacan.

Los genes del padre tienen una ventaja en cuanto a la determinación de los genes se refiere y cuáles estarán latentes una vez el bebé nazca, después de esto, sabrás que no está errado decir que tus hijos se parecen cada vez más a su figura masculina. ¿Cuáles de estos rasgos mencionados tienen tus hijos de su papá?

Para las personas que van a ir a conocer a mi bebé: 12 cosas que no se pueden hacer con el recién nacido

El lunes pasado nació mi sobrina Ashey, llegó a este mundo a las 5:30 de la mañana por un parto por cesárea, la familia siempre estuvo al pendiente de todo, luego de la cesárea en lo que mi cuñada estaba en la sala de recuperación, nosotros estábamos en la habitación esperándola.

Mientras esperábamos a la esposa de mi hermano, la pedíatra la Dra. Santana nos estaba hablando sobre algunas pautas que debíamos de seguir por la línea para garantizar la salud de la bebé y de la madre, las comparto con ustedes para al momento de visitar a un recién nacido las tomen en cuenta.

Lo más recomendable es no visitar durante las primeras 24 horas
A mi cuñada la subieron a las 7:30am, y le apagamos la luces y estuvimos en silencio para que ella tratará de descansar lo más que pudiera, acaba de tener una cesárea, su cuerpo y ella necesitan ese descanso (por más que la madre diga que no), es importante permitir que los padres además de descansar, puedan crear un vínculo especial con su bebé.

No ponerse perfumes al momento de visitar al bebé, ni regalarle flores a la madre

Las flores, al igual que los perfumes pueden darle alergias al bebé, mi sobrina estuvo estornudando en muchas ocasiones debido a unas flores dentro de la habitación.

No querer cargar al bebé: Muchas personas quieren cargar al bebé, pero es muy importante pedir la autorización de los padres antes de usted hacerlo.

No sentarse o acostarse en la cama de la madre
Esta área es de la madre, donde por lo general también acuesta al bebé para cambiarlo o para que lo vean, su ropa puede llevar muchos gérmenes, además del polvo de la calle que se quedan en la cama.

No querer acariciar al recién nacido
Muchas personas se van a visitar a la madre y al bebé directo del trabajo, no es apropiado tocar a un recién nacido pues no sabemos que tipo de virus uno está incubando en su cuerpo, lo más recomendable es verlo y no hablarle encima.

Si se trata de un familiar muy cercano pues debe lavarse muy bien las manos antes de hacerlo, y asegurarse de cargarlo con una mantita para evitar el contacto con la ropa contaminada de la calle. Trate de no tocar las manitas del bebé pues ellos se la llevan mucho a la boca.

No llevar niños pequeños
No es bueno llevar niños al hospital para visitar a un recién nacido, como usted entenderá a los niños le gustan estar corriendo, hacen mucho ruido y este no va ser un lugar de su agrado. Lo mejor es llevar al niño cuando la madre y el bebé ya estén en casa, y explicarle al pequeño que no debe acariciar al bebé ni hacer ruidos fuertes.

Las visitas no deben durar más de 20-30 minutos
Siempre que nace un bebé, durante los primeros días muchos amigos y familiares estarán visitando, la madre está cansada, lo más recomendable es ir a saludar, ayudar en lo necesario y retirarse.

No visitar después de la 7:00pm: Para esta hora ya la madre ha recibido demasiada visitas y no ha tenido chance de descansar, ella está agotada, es importante dejar que descanse.

La habitación no puede estar llena de gente: Si usted ya tiene un buen rato con la madre y ve que están llegando muchas personas, lo mejor es retirarse, no es bueno para el bebé ni para la madre un ambiente muy cargado.

Si usted tiene gripe o síntomas no vaya a ver al recién nacido, el bebé aún no tiene defensa y usted podría pegarle el virus.

No llamar al teléfono de la habitación
Mientras mi cuñada dormía llamaron varias veces, esos teléfonos de las clínicas suenan muy duro, es importante dejar descansar a la madre. Si usted necesita información de algo o desea hablar con la madre, llame primero al celular de su esposo o la persona que este con ella, para saber si ella no está durmiendo.

Evitar dar consejos: A veces decimos cosas sin pensar y que pueden hacer sentir mal a la madre, aunque ella no lo diga. Recuerden que cada familia, cada madre y cada bebé es único.

Destina a una persona responsable de cargar con el mensaje
En este caso yo era la responsable de ayudar a mi cuñada si necesitaba ayuda para comer, descansar, cambiarse, era la que andaba repitiendo ”por favor lavarse las manos” me tocó decirle a una persona que no podía besar al bebé, pedirle a otros que por favor salieran de la habitación, así ayudamos a la madre en medio de todas las visitas.

La mayoría de estos consejos suenan sencillos, pero no se imaginan la cantidad de veces que me tocó hacer el papel de ”mala” pidiéndole a las personas que por favor antes de querer tocar al bebé se lavara bien las manos o que mejor no lo tocara, algunos dicen ”pero yo acabo de llegar de mi casa”. Si pero abrieron la puerta del carro, el guía de un carro tiene muchísimos gérmenes, el celular, la puerta, el ascensor, son detalles, pero que si no estamos atentos pueden perjudicar la salud de nuestro bebé.

Entiendo que es un momento maravilloso, cargado de mucha emoción, amor, la habitación se nos llenará de tíos, abuelos, hermanos, primos, amigos y demás personas que desean ver a nuestro pequeño, pero es importante educar a nuestros familiares. Tendremos toda la vida con este pequeño, vamos a encargarnos de que crezca saludable.

Fuente de este artículo: vidaprenatalcenter

15 mejores estrategias de usaron estos padres que te sorprender por la creatividad

Quien tiene hijos sabe que incluso las cosas más simples del día a día pueden convertirse en verdaderos desafíos y girar todo de punta cabeza si no sabemos organizarnos.

Pensando en ello, algunos padres crearon sus propias estrategias e invenciones óptimas para dar cuenta del recado, divertir, enseñar y controlar a los niños. En la lista de los 15 mejores consejos,

1. Utilice el cartón y pare de vez con las peleas en el coche.

2. Utilice una sábana con elástico en los bordes para evitar llenar todo de arena.

3. Mantenga a su hijo ocupado mientras él pinta la cerca … con agua!

4. Recicle: haga que una cuna vieja se convierta en un escritorio.

5. Oculta tus dulces y chocolates en un envase de guisantes.

6. Coloque un guante lleno de frijoles en la espalda de su hijo cuando quiera sentirse amado (pero usted está mega cansado en el momento).

7. Use colores para ilustrar la rutina y el tiempo de estudios del niño.

8. Coloque los adhesivos dentro del calzado del niño para que ella quiera saber cuál es el derecho y cuál es el izquierdo.

9. Deje a su hijo reinar con su creatividad dentro de una caja de cartón.

10. Coloca a tus hijos para ayudar en casa transformándolos en juegos divertidos.

11. Haga una red utilizando una sábana y una mesa.

12. Transforme aquellas tapas de vasos de café en un protector contra gotas.

13. Desembarace el pelo de la muñeca utilizando detergente y acondicionador.

14. Entregue a sus hijos controles que no funcionan. ¡Ellos van a jugar con eso por horas!

15. Utilice papel pardo para crear una “pizarra” sin fin.

Coco, la mejor película animada en los Golden Globe 2018!

“Coco” fue la cinta que ganó este domingo el Globo de Oro a mejor filme animado, aborda la historia de Miguel Rivera, un niño que crece dentro de una familia de zapateros y a quien se le ha prohibido cualquier relación con la música debido a un drama familiar.

Pero es tal su deseo de tocar la guitarra y cantar, inspirado en el astro ficticio de la música mexicana Ernesto de la Cruz, que decide hacerlo de forma clandestina, desafiando cualquier orden de la guía familiar, su abuela Imelda. Es a ella a quien intentará convencer de su vocación durante un Día de Muertos.

Revisa la lista completa de ganadores de los Globos de Oro 2018
Leer más

“Mi corazón se me sale del pecho”, dijo el director Lee Unkrich al recibir el premio. “Gracias a los ejecutivos de Pixar y Disney por permitirnos contar esta historia única con el respeto y la dignidad que merece”. “‘Coco’ no existiría si no fuera por la gente maravillosa de México y sus hermosas tradiciones”, añadió.

La película, que cuenta con Gael García Bernal en el reparto, es la primera película que Pixar dedica a una cultura extranjera, inspirada en una de las tradiciones más importante de México. Y muestra la cultura mexicana desde diferentes aristas: desde las legendarias Catrinas, el personaje creado en 1910 por el grabador José Guadalupe Posadas y bautizado por el muralista Diego Rivera, pasando por las figuras de alebrijes y las flores de cempasúchil, así como la icónica pintora Frida Kahlo.